Torres al Chelsea, Suárez al Liverpool, Adebayor al Madrid – Análisis de los tres grandes movimientos del mercado de Transferencias

El mercado de transferencias invernales se cerró. Emmanuel Adebayor ya había sido prestado al Real Madrid por parte del Manchester City, y Suárez estaba cerca del Liverpool. Sin embargo, faltaba la transferencia grande, la de Fernando Torres, que se fue del Liverpool al Chelsea por 50 millones de libras esterlinas, en la contratación más cara del mercado británico. El equipo de Merseyside no se quedó atrás en el gasto y no le bastó con Suárez, ya que también pagó 35 millones de libras por Andy Carroll, que provenía del Newcastle. ¿Qué depara a estos jugadores y a sus respectivos nuevos equipos en el cierre de temporada?

Emmanuel Adebayor al Real Madrid

Cuando vi la ficha, “Emmanuel Adebayor – Togo – A préstamo del Manchester City”, fue casi como surreal. ¿El City prestándole jugadores al Madrid? Es verdad. Adebayor llegó del Arsenal al City como una transferencia bomba, por 25 millones de libras. ‘Ade’ llegaba como parte de la construcción que planeaba el City para ‘comprar’ la Premier League, y uniéndose a Robinho, Carlos Tévez, Kolo Touré, Roque Santa Cruz, y Gareth Barry, quería seguir siendo una de las figuras principales de la Premier en un club que derrocha dinero como si no hubiera un mañana. Incluso, Adebayor era uno de los jugadores mejores pagados del mundo hasta hace poco, y de hecho, varios de los que lo sobrepasaban juegan también en el City.

Al principio, a Adebayor le costó un poco tomar el nivel al que nos tenía acostumbrados en el Arsenal, y que hizo que el Milán y el Barcelona (supuestamente) mostraran interés por su carta. Después de un tiempo, logró casi retomar ese nivel, pero nunca fue el goleador que era, y de hecho, Mark Hughes y eventualmente Mancini, decidieron optar por ocupar un solo punta, que era Carlos Tévez; las lesiones, para este caso, tampoco le ayudaron mucho a obtener minutos.

Para esta temporada, Mancini y el City trajeron a Mario Balotelli, David Silva, James Milner, Adam Johnson, y finalmente Edin Dzeko, que le complicaron todavía más la vida al togolés (algunos no precisamente por jugar en la misma posición, sino porque su inclusión en el equipo, obligada, restaba lugares). Del otro lado de la mesa, está el Real Madrid, que al darse varios factores, contrató a préstamo a Adebayor. Con la lesión de Higuaín, el caso de Benzema (del cual ya hemos hablado en este espacio), y el hecho de que Ruud van Nistelrooy no pudo ser re-contratado por el Madrid para cubrir la posición, Adebayor quedó como la opción más viable y coherente del equipo merengue.

Florentino Pérez, seguramente, buscó como a los mejores treinta delanteros de las ligas, y probablemente empezó a juntar su dinero para ficharlos a todos al mismo tiempo, pero estoy casi seguro que alguien con un poquito más de sentido en el club blanco se dio cuenta que no era necesario contratar a un jugador que sólo iba a jugar en lo que Higuaín estuviera fuera, y que después iba a ocupar otro lugar. Ahora, con el préstamo de Adebayor, el City tiene un espacio menos en la nómina, el Madrid no contrató a alguien a quien le van a arruinar seis meses de la carrera (o más), y Emmanuel podrá mostrar que todavía vale lo que hace dos años.

El City no pierde mucho, de hecho gana. El Madrid no pierde, y adquiere un reemplazo que sabe que tendrá seis meses para mostrar que todavía vale, y el jugador adquiere minutos en cancha. Creo que Mourinho es un técnico que puede aprovechar al togolés, y al Madrid, por su sistema, le caerá bien un jugador como él.

Luis Suárez y Andy Carroll al Liverpool

Liverpool se ha visto en apuros los últimos 20 años meses. Se ha dicho antes, que todos los integrantes de la plantilla, cuerpo técnico, y alto mando del club, han puesto su granito de arena en la debacle roja que ha tenido su lugar en los últimos meses/años. Los dueños han dado apoyo, pero al mismo tiempo han sido algo indiferentes; los miembros de la directiva mantuvieron demasiado tiempo a Benítez; Benítez fue él mismo demasiado tiempo; Roy Hodgson no pudo lidiar con una plantilla mediocre con expectativas demasiado altas, y le quedó algo grande el club al mismo tiempo; y varios de los jugadores simplemente no dieron el ancho.

Con el regreso de la leyenda Kenny Dalglish al club, el Liverpool buscará, por lo menos, acercarse a lugares de Champions, o por lo menos no caer de los de Europa League. En realidad, buscará borrar todo lo que se parezca a su inicio de temporada. “King Kenny” no dirige desde hace una década, pero parece imprimirle a los jugadores algo que antes les faltaba, y es la lucha y entrega por el escudo del club… aunque quiénsabe si eso sea suficiente.

Liverpool en el mercado había sido, especialmente gracias a Benítez, un equipo maestro en gastar el dinero en jugadores que no daban el ancho. Puedo listar más de veinte, como Mark González, Voronin, Jermaine Pennant, Aquilani, Robbie Keane, Leto, Antonio Nuñez, entro muchos otros. Sin embargo, los primeros movimientos de Dalglish en el Liverpool no pueden ser tan malos como los de Benítez son arriesgados, caros, y hasta de pronto extraños. El problema del Liverpool no había estado precisamente en frente del arco, ya que a pesar de que Torres había estado fuera de forma, no habían producido mucho en casi ningún otro lado de la cancha, especialmente en la media. Sin embargo, desembolsaron 24 millones en Luis Suárez, que si bien es uno de los jugadores que debía de moverse a una liga más grande para probarse, y que le puede dar mucho al Liverpool, no resuelve el problema completo, sino como un parche. Es algo a largo plazo y a corto plazo, pero que no va a funcionar al 100% si no se arreglan los otros problemas, por lo que sería más a corto plazo desperdiciando el potencial del largo plazo.

Además de Suárez, Liverpool fichó a uno de los jóvenes prometedores ingleses del momento, Andy Carroll. Ex del Newcastle, ha tenido una gran temporada de debut en la Liga Premier, pero no parece realmente material de 35 millones de libras, y mucho menos si no se han resuelto los problemas que Liverpool tiene en otras zonas, que podrían hacer que Suárez y Carroll ni siquiera toquen el balón con oportunidades frente al arco. Es un delantero prometedor, pero igual le falta mucho por aprender, y parece un fichaje demasiado arriesgado por parte del Liverpool y Kenny Dalglish. Parece una compra de pánico.

Fernando Torres al Chelsea

Hablando de compras de pánico, ¿qué tal que El Niño Torres se fue al Chelsea? De pronto, casi en una semana, el Chelsea decidió que necesitaba pagar 50 millones por un delantero para poner ahí con Drogba y Anelka y Kalou, casi de la nada.

Torres es definitivamente uno de los mejores delanteros del mundo cuando está en forma, y a Chelsea no le ha ido exactamente muy bien en la Premier League en la presente temporada, ya que está en cuarto lugar y a diez puntos del líder. Pero de la nada sacaron como 80 millones de libras y los pusieron en la mesa y se embolsaron a David Luiz y a Fernando Torres en un día. ¿Compras de pánico?

Chelsea tiene en Drogba a otro de los mejores delanteros del mundo, y en Anelka a otro grandísimo delantero que les ha respondido muy bien. Kalou, no tanto, ya que se ha desarrollado bien pero sigue pareciendo un joven prometedor en algunas ocasiones. A diez puntos del líder, faltando unos días para cerrarse el mercado invernal, ¿realmente era necesario desembolsar todo ese dinero en dos jugadores? A diferencia del Liverpool, creo que Chelsea sí se movió en el área que necesitaba, la defensa, trayendo a David Luiz del Benfica. Después trajo a Torres, algo que da lugar a la reflexión, ¿es una contratación para meterse de lleno en la lucha por la Liga Premier cuanto antes, o para poner todos los tomates en la canasta de la Champions League? Digo, se pudieron haber esperado a verano y entrar en negociaciones más claras, largas, con menos meses de contrato y tiempo para que Liverpool buscara otro delantero, y tal vez se hubieran ahorrado hasta 10 millones de libras o más. Pero decidieron ir por todo en menos de una semana. Realmente parece una compra de pánico pero tampoco es cualquier compra de pánico, es Fernando Torres.

Con su llegada Chelsea se anota una de las delanteras más temibles de Europa, con Torres y Drogba adelante con Lamprard atrás y Essien cubriéndole la espalda (supongo que algo parecido intentará Ancelotti). ¿Demasiado tarde para comenzar la lucha por la Liga Premier con tres equipos adelante buscándola también? Creo que habrá que reflexionar todavía mucho más sobre esta transferencia, esperando qué tipo de frutos va a rendir a corto plazo, y como se mueve Chelsea con su plantilla en el verano, ya que a largo plazo pueden construir un equipo excelente alrededor de Torres.

Disculpen el libro que acabo de escribir.

Cállate, Pancho.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Futbol Internacional, UEFA Champions League/Ligas Europeas. Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Torres al Chelsea, Suárez al Liverpool, Adebayor al Madrid – Análisis de los tres grandes movimientos del mercado de Transferencias

  1. byron dijo:

    creo que el ñiño torres es un mal agradesido con el liverpool y ahora que esta esta quebrado lo deja

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s